¿Qué pasa en tu cuerpo cuando consumes estimulantes recetados?

Los estimulantes pueden tener efectos secundarios aun cuando los haya recetado un médico. Abusar de estos medicamentos puede ser particularmente peligroso. Tomar dosis altas de un estimulante puede causar:

  • aumento de la presión arterial
  • latido irregular del corazón
  • aumento de la temperatura del cuerpo a niveles peligrosos
  • disminución del sueño
  • falta de interés en comer, lo que puede llevar a la malnutrición
  • ira intensa o paranoia (sentirte como si alguien te fuera a hacer daño aunque en realidad no sea así)
  • riesgo de convulsiones y embolia cerebral con dosis altas